Las mojigangas de Hermes Arroyo, las acompañantes ideales para salir de fiesta

Por: Jess Chilián
Fotos: nfgdocs

Las calles de San Miguel de Allende, están llenas de galerías de arte y artesanías, cafés, boutiques, hoteles y restaurantes, gran parte de éstos se encuentran en casonas y edificios de arquitectura colonial, conocer esta ciudad no solo te llenará de placeres, sino de enriquecedoras experiencias y la buena noticia es que, sin importar si es la primera vez que vas o si eres un visitante frecuente, siempre hay nuevas actividades y aventuras por vivir, para todos los gustos y presupuestos. Ya no es un secreto que San Miguel de Allende se ha convertido en uno de los destinos “top” del país y que hoy por hoy es conocida a nivel mundial como “La mejor ciudad pequeña del mundo”, distinción que la revista Conde Nast Traveler le otorgo este año.

Además de arquitectura colonial, arte, cultura, gastronomía, excelente servicio y gente bonita, aquí encontrarás un ambiente festivo todo el tiempo, excelente para pasarla bien; de jueves a domingo seguro encuentras fiesta en la Plaza Principal al son de mariachi o con las estudiantinas y las inolvidables callejoneadas flanqueadas por las colosales mojigangas, estos muñecos de gran tamaño que vemos bailar y que nos invitan al carnaval, a la fiesta, al festejo. Estos muñecos tienen su origen en el siglo de Oro en España, entre 1492 y 1681 y fueron traídas a México por los sacerdotes católicos y ya desde entonces formaban parte de las artes escénicas y los carnavales.

En las calles de San Miguel las puedes ver todos los días bailando o simplemente dando un paseo pero, sobre todo son famosas porque muchos “novios” que se casan en este hermoso pueblo las acostumbran para dar un último paseo como “solteros” o bien para que los acompañen durante el cortejo para llegar y salir de la Iglesia, por supuesto que se unen los invitados y los no invitados, cualquiera que pase por la calle puede bailar y sumarse a la fiesta, a veces se distribuye vino tinto y alguna otra bebida para brindar. Pero, ¿quién hace a las mojigangas, dónde las consigo para mi evento o dónde puedo disfrutar de sus increíbles personalidades?

El maestro hacedor de estos majestuosos muñecos es Hermes Arroyo, un artista, que mezcla diversas técnicas que al unirse dan forma al cartón, pintura y tela y luego a estos personajes de gran altura, caras grandes y cuerpos frondosos pero no eso burdos, cada detalle es diligentemente puesto y pensado para hacer una creación perfecta, con un tema definido, con un objetivo planeado, las uñas, las pestañas, los ojos, la ropa, todo es cuidadosamente puesto en su lugar.

Hermes Arroyo nos cuenta que se inició en esta travesía a los siete años en el taller sacro del maestro Genaro Almanza, escultor religiosos que se dedicaba a la reparación y hechura de “santos” y era experto en la técnica del vaciado en cartón que le permitía realizar las máscaras para algunos eventos religiosos y todo este conocimiento se lo transmitió cuando “me abrió la puerta de su taller como a un hijo”; posteriormente terminó sus estudios en artes visuales en Nuevo León. Además enriqueció su técnica aprendiendo de artistas orfebres de Puebla  e incluso de una señora que hacia y vendía flores de papel en la calle.

En 1999 una de sus primas se casó con un extranjero y como regalo de bodas elaboró 15 mojigangas para que bailaran al ritmo de tambora y fue así como inició su negocio en Monterrey: “a los ocho días ya tenía una boda y me habían contratado, no sabía ni cuanto iba a cobrar”. Entre sus primeros personajes están “La Muerte” y “El Diablo” utilizado sobre todo en los Carnavales previos a la Semana Santa; después integro a “Frida” y también a “Amy Winehouse”. Sus creaciones son personalizadas sobre todo para las bodas, pues casi siempre se parecen a los novios, aunque puedes rentar cualquiera que te guste para tu evento.

Sin embargo, no sólo es un gran artista, sino que es un hombre “ocupado” en dejar y enseñar sus técnicas a las futuras generaciones, para que esta expresión artística no se pierda. Así Hermes trabaja también como profesor de arte, en una escuela de niños con síndrome de Down e imparte cursos en su taller regularmente. Es un hombre trabajador y a pesar de ser reconocido internacionalmente, lo que realmente le importa es seguir creciendo profesionalmente y como persona.

Hermes Arroyo cuenta con una serie de ocho mojigangas en un museo de Nueva York, en España y París algunos coleccionistas han adquirido otras, la revista Vogue (edición Australia y Estados Unidos) ha fotografiado sus calaveras, para el fotógrafo Spencer Tunick elaboró un Judas, a Kate Winslet y Leonardo Di Carpio les organizó una callejoneada y fue seleccionado para llevar un nacimiento representativo de la cartonería mexicana al museo del Vaticano.

Para hacer una mojiganga se necesitan cinco personas, el trabajo comienza con el diseño, luego un bosquejo; el centro de la mojiganga es una armazón de herrería  para que tenga fuerza, sobre este soporte, se van aplicando capas de papel y engrudo para ir formando la expresión del personaje. El engrudo se mezcla con sosa caustica y yeso; para evitar hongos y hacer que la pieza pueda resistir golpes. Pintura, tela y accesorios van dando la personalidad, afinando los detalles. Una modificación que incluyó Hermes fue cambiar las manos antiguamente hechas de patol (madera) por manos de tela para evitar que al momento de que la mojiganga baile, le pegue a la gente. Las personas que colaboran en el taller, pegan capas de papel, pintan y una de sus hermanas confecciona la ropa de los personajes.

En bodega tiene 30 mojigangas listas para bailar, tiene un stock de 25 piezas para vender de forma inmediata. A lo largo de su carrera ha hecho mil monos, personajes fantásticos, de ensueño, ilustres, famosos, amigos y familiares han contribuido a su inspiración “me gusta darle forma y carácter a mi trabajo, retribuir a la comunidad apoyando a la cultura popular”. Cuando visites San Miguel date una vuelta al Taller de Mojigangas y date la oportunidad de conocer a un maestro artesano trabajando pero, sobre todo conoce al hombre que es Hermes Arroyo, te aseguró que será una grata, muy grata experiencia.

Mayores informes:
Hermes Arroyo – Arte y Mojigangas
San Francisco nº 62 Col. Centro
San Miguel de Allende, Guanajuato C.P. 3770 México.
Tel. Taller: +01 (415) 152.45.66
Email: hermesa012@yahoo.com.mx
Facebook: Mojigangas de San Miguel de Hermes Arroyo

Consejo Turístico de San Miguel de Allende
Plaza Principal nº 8 Col. Centro
San Miguel de Allende, Guanajuato C.P. 3770 México.
Tel. 01 (415) 152.09.00
Web: http://visitsanmiguel.travel
Facebook: San Miguel de Allende
Twitter: @turismo_sma
Instagram: @turismosma

Publicado en: Hecho en México. Tags: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.